Post mortem: Nadie muere en Skarnes

V.O: Post Mortem: No One Dies in Skarnes 2021
  • 1 temp.
  • Dramedia

Ficha técnica

Productores/as:
Espen Horn
,
Kristian Strand Sinkerud
Directores/as:
Harald Zwart
,
Petter Holmsen
Reparto:
Elias Holmen Sørensen
,
Kathrine Thorborg Johansen
,
Øystein Røger
Guionistas:
Petter Holmsen
,
Sofia Lersol Lund
,
Øyvind Rune Stålen
Ver serie

Tendrán una renta per cápita de locos, pero lo de asustar no se les da demasiado bien. Noruega nunca ha sido un país tradicionalmente dado al terror. Es cierto que, en los últimos tiempos, ha habido un breve atisbo de esperanza, sobre todo en cine, pero nada trascendental. Esto es algo que quiso cambiar Netflix con Post Mortem, una apuesta que, pese a contar con elementos del género, termina situándose más en la comedia dramática.

El argumento sigue a Live, una mujer que despierta horas después de ser declarada muerta. Lo curioso del caso no es tanto la resurrección, que también, sino el hecho de que Live ha vuelto especialmente sedienta. Y no le vale con agua, ella quiere sangre. En paralelo, su hermano Odd las pasa canutas para mantener a flote la funeraria familiar, pues la tasa de mortalidad parece estancada en la pequeña localidad de Skarnes.

¿Habrá algún motivo sobrenatural detrás de todo esto? Tal vez. Lo que parece seguro es que la nueva afición de Live por las yugulares ajenas podría venir al negocio como agua de mayo. Pero no es tan fácil, pues la joven deberá no sólo aprender a controlar su naturaleza oscura, sino además decidir si está dispuesta a sacrificar la vida de inocentes por su propia supervivencia, y también por la del futuro de la funeraria.

Como se puede intuir, Post Mortem surge de mezclar distintos elementos: la comedia negra, el misterio y un gusto por el terror ligero y la sangre. El proyecto, por su parte, se llevó a cabo bajo la producción de Motion Blur Films, responsable de cintas como El cadáver o Amundsen, así como de series del interés de El gran fondo, una sátira sobre el funcionamiento del Fondo de Pensiones del Gobierno de Noruega.

En el aspecto creativo, el máximo responsable es Petter Holmsen (El gran fondo), quien trabaja aquí como guionista y director. Lo acompañan en tareas de escritura sus colegas Øyvind Rune Stålen (Operación Telemark) y Sofia Lersol Lund (Home Ground), esforzándose ambos en hacer crecer uno de los misterios que envuelve al personaje principal y que tiene mucho que ver con el origen de su nueva condición. ¿Estará relacionado con su familia, o será cosa de la ciudad?

Rodada íntegramente en noruego, la filmación de la serie tuvo lugar en Skarnes, una localidad que es real y que supone el centro administrativo del municipio de Sør-Odal, en el condado de Innlandet. Como apunte, merece la pena señalar que se trata de un pueblo de menos de 2.500 habitantes, cuya personalidad otorga un valor añadido a la serie en cuanto a ambientación.

Quienes pasaron allí algunas semanas son los miembros del reparto que encabeza la actriz Kathrine Thorborg Johansen (Occupied), nominada al Amanda en 2021. Junto a ella, destaca la presencia de Elias Holmen Sørensen (Lilyhammer), André Sørum (Home Ground), Øystein Røger (Beforeigners), Maria Grazia Di Meo (Navidad en casa) o Sara Khorami (Caza de brujas), entre otros.

Con todo, Post Mortem promete ser un título ideal para quienes disfrutan de historias oscuras y sobrenaturales pero bañadas con cierto sentido del humor. Comparada con propuestas como iZombie o Santa Clarita Diet, los seis episodios de esta ficción noruega son un acertijo que merece la pena descubrir. Aunque sólo sea para que los escandinavos salgan de su zona de confort y nos sigan llegando historias tan atípicas como ésta.