Glee: la muerte de Naya Rivera reaviva la leyenda negra sobre la serie
Netflix
Glee: la muerte de Naya Rivera reaviva la leyenda negra sobre la serie

Son numerosos, demasiados, los sucesos trágicos que rodean al elenco de la comedia musical producida para la estadounidense FOX entre 2009 y 2015. Empieza a parecer que la tendencia por la perdición era una premisa a tener en cuenta para los encargados del casting de la serie.

Por Xaime Barreiro - 17 Jul 2020

Esta semana estallaba la noticia de la muerte de Naya Rivera, una de las protagonistas de Glee, dejando en shock a los que fueron fans de la serie. Su desaparición nos tuvo en vilo durante los seis días que tardaron en hallar su cuerpo sin vida. Rivera se encontraba en el lago Piru, al sur de California, nadando con su hijo de cuatro años. La actriz, de 33 años y ascendencia puertorriqueña, había alquilado una embarcación para pasar el día. Al niño lo encontraron dormido sobre la cubierta del bote cuando su madre ya estaba en paradero desconocido. Según se desprende de su testimonio, parece que la actriz pudo haber salvado la vida de su hijo antes de morir. Probablemente empleó sus últimas fuerzas para ayudarle a subir a la embarcación, no siendo ella misma capaz de lograrlo. La escena, de la que el niño pudo haber sido testigo, ha generado una gran conmoción. La última fotografía subida por Naya a su perfil de Instagram era precisamente una imagen con su hijo con el pie "Solo tú y yo".

El cuerpo de Naya apareció el pasado lunes por la mañana. La autopsia confirmó el ahogamiento y su muerte fue declarada un accidente. Aunque se realizarán pruebas toxicológicas, no fueron hallados indicios de que Rivera hubiera consumido drogas o alcohol. También trascendió el hecho de que la actriz no llevaba chaleco salvavidas.

Un fenómeno en EEUU

En su momento, Glee se convirtió en todo un fenómeno en Estados Unidos. Sus protagonistas eran ídolos cuyos rostros aparecían en todo tipo de mercadotecnia. Las tramas pivotaban en la eterna batalla de cool kids contra losers de los institutos norteamericanos. El baile de graduación, la clase de química, las taquillas, todo eso que se les da tan bien hacer a ellos. Pero aquí, absolutamente todo se hacía cantando, hasta participar en una prueba de atletismo.

Naya, icono gay por su papel en Glee

El hecho de interpretar a Santana López en Glee le catapultó al éxito, pero también la convertiría en icono del mundo lésbico y latino. Su personaje luchaba por aceptar su sexualidad y eso inspiró a mucha gente que la vio como un referente. Santana supo que se había enamorado de su mejor amiga Brittany, un personaje interpretado por Heather Morris. Su salida del armario convirtió a Santana en una de las lesbianas latinas más visibles de la historia en su momento.

Dianna Agron y Naya Rivera en Glee (2009)
Dianna Agron y Naya Rivera en Glee (2009) / FOX-TV/KOBAL/SHUTTERSTOCK

Se aviva la leyenda negra

En el mundo de los seriéfilos es bien conocida la larga lista de polémicas vividas por la propia Naya y sus antiguos compañeros de reparto. Al ir alineándose los hechos se comprueba fácilmente que la tragedia va goteando la cronología posterior a los años en los que la serie se hizo famosa. Con toda probabilidad, el hecho de tratarse de una serie protagonizada por gente tan joven tuvo algo que ver en todo esto. El éxito prematuro, a veces tan difícil de gestionar, podría haber ayudado a moldear de forma equivocada el carácter y las personalidades de algunos de los integrantes del elenco.

Los hechos

En 2013 fallecía el protagonista de la serie, Cory Monteith a los 31 años tras consumir una combinación letal de heroína y alcohol. Aquello dejó ko a un equipo que se vio obligado a sobrevivir tras el varapalo sin llegar a igualar nunca el éxito de audiencia que precedió a la muerte del joven. La madre de Cory no tardó en publicar esta semana un emotivo mensaje en las redes sociales cuando supo de la muerte de Naya. El texto, en el que decía “Naya, Cory te quería muchísimo”, iba acompañado de una foto de los dos actores juntos.

Cinco años después, Mark Salling, otro compañero de reparto, se suicidaría en un paraje cercano a la casa en la que vivía en Los Ángeles. Salling se había ahorcado a los 35 años, según confirmó el informe forense. El actor había sido imputado por poseer decenas de miles de archivos con pornografía infantil. Además, se le acusaba de la violación de su expareja. En el momento de su muerte estaba a la espera de conocer su condena.

MARK SALLING y NAYA RIVERA
MARK SALLING y NAYA RIVERA

Los antecedentes de Naya

La propia Naya Rivera ya había estado en el ojo del huracán en 2017, cuando fue arrestada por agredir a su ex marido y padre de su hijo, el también actor Ryan Dorsey. Fue el propio Dorsey el que llamó a la policía para denunciar que su mujer le había propinado varios puñetazos en la cabeza. Para poder demostrarlo, él mismo había grabado un vídeo con su teléfono móvil mientras era agredido.

Por si fuera poco, todavía quedan dos casos más. El primero afecta al actor Blake Jenner, que hacía de Ryder Lynn en Glee. El actor fue acusado de maltrato por su expareja Melissa Benoist, también presente en el reparto en el papel de Marley Rose. El segundo tuvo que ver con Lea Michele, que interpretaba a Rachel Berry. Para Samantha Ware fue demasiado verla apoyar públicamente el movimiento #BlackLivesMatter y decidió pronunciarse en Twitter del siguiente modo: “Recuerdas cuando hiciste un auténtico infierno de mi primer trabajo en televisión? Porque yo nunca lo olvidaré”. Así quiso denunciar que la actriz le hizo bullying cuando ambas eran compañeras en Glee.

Otros casos similares

Algunos de los más sonados pertenecen al mundo del cine. Un buen ejemplo es el filme Vidas Rebeldes de John Hutson. En la cinta, de 1961, compartían protagonismo tres grandes de la escena: Clark Gable, Marilyn Monroe y Montgomery Clift. El primero de ellos moriría de un infarto tan solo diez días después de terminar el rodaje. Marilyn le seguiría al año siguiente, supuestamente por la ingesta desmedida de barbitúricos. Y luego quedaba Clift, que había ocultado casi toda su vida su condición de homosexual. El actor hacía bascular su frustración abusando de las drogas y el alcohol. Tras años de excesos moriría en 1966. Los devenires de sus vidas personales acabarían marcando la película para siempre.

Vidas rebeldes - Marilyn Monroe, Clark Gable y Montgomery Clift
Vidas rebeldes - Marilyn Monroe, Clark Gable y Montgomery Clift

En el mundo de las series podríamos hablar de la canadiense Leo and me, de 1981. En ella participaba un jovencísimo Michael J. Fox, que aparecía en los créditos como Mike Fox. Como todo el mundo sabe, Fox fue diagnosticado con la enfermedad de Parkinson en 1991. Lo que no es tan conocido es el hecho de que dos décadas después, otras tres personas que participaron con él en aquel rodaje desarrollaron la enfermedad. La posibilidad de que la compleja patología hubiera sido motivada por factores externos y no genéticos generó mucha controversia en su momento.

Michael J. Fox en Leo and me
Michael J. Fox en Leo and me