Así es 'Hightown', la serie policiaca que se sale de la norma y que llega con la segunda temporada a Starzplay
Starzplay
Así es 'Hightown', la serie policiaca que se sale de la norma y que llega con la segunda temporada a Starzplay

Starzplay estrena la segunda temporada de 'Hightown', ficción que pertenece al género policiaco y que, sin embargo, no es la serie que te imaginas empezando por su protagonista Jackie Quinones que, de hecho, ni siquiera es policía.

Por María G. Lomas - 15 Oct 2021

Innovar con una serie del género policíaco donde parece que ya está todo inventado no parece fácil y menos si eres Jerry Bruckheimer, el creador de la franquicia CSI. Sin embargo, ahí tenemos Hightown la serie que se llegaba en 2020 a Starzplay y que ahora regresa con una segunda temporada.

La serie sigue a Jackie Quinones (Monica Raymund), una agente de pesca que vive y trabaja en Cape Cod, idílico destino veraniego situado en el paraíso LGTBIQ de Provincetown, cerca de Boston. Todos los paraísos tienen su parte oscura y cuando acaba la temporada sale a la luz una oscura realidad de delincuencia y drogas. Si en la primera entrega, la aparición de un cadáver llevaba a Quinones a colaborar con la policía en una investigación relacionada con la epidemia de opiaceos en Estados Unidos, en la segunda temporada encontramos a la agente convertida en una agente de policía de pleno derecho.

Monica Raymund y James Badge Dale en 'Hightown'.
Monica Raymund y James Badge Dale en 'Hightown'. / Starzplay

La primera diferencia con los clásicos policíacos la encontramos en su protagonista porque para empezar es una mujer y no un hombre. Y, además, la serie da un paso adelante para adaptarse a los tiempos y ser más fiel en el reflejo de una realidad diversa. Jackie Quinones es latina y lesbiana sin caer, sin embargo, en el cliché. La serie sí entra en el estereotipo del antihéroe protagonista con tendencia autodestructiva y adicciones varias.

Su creadora, Rebecca Cutter, debuta además como directora en la segunda temporada que a través de diez episodios nos vuelve a mostrar cómo "la versión perfecta de Cape Cod choca con una realidad de adicciones y desesperación", según cuenta la sinopsis.

En los nuevos episodios, Jackie Quinones se enfrenta, ya como policía, a una oleada de criminalidad provocada por una nueva sustancia estupefaciente: el carfentanilo es la nueva droga que inunda el cabo. El traficante Frankie Cuevas está en el punto de mira y el caso se convierte, como casi todo, en algo personal para Jackie. Esta vez, Cuevas cuenta con su primo Jorge (Luis Cuevas) como secuaz, un personaje que eleva el nivel de violencia y caos. Quinones contará con una nueva compañera, tras la caída en desgracia del agente Ray Abruzzo (James Badge Dale) al que una depresión le mantiene fuera del cuerpo. La pareja de Quinones será la única otra mujer del cuerpo de policía, Leslie, a la que da vida Tonya Glanz.

Tras lograr su sueño de convertirse en policía, la protagonista está dispuesta ha hacer algo en este mundo y para ello tendrá que mantenerse sobria y luchar y permanecer a flote en un océano de secretos y traiciones bajo la sombra de la vergüenza y el fracaso de su pasado.

El reparto de la serie lo completan Riley Voelkel (The Originals), Amaury Nolasco (Prison Break), Atkins Estimond (The Resident) y Dohn Norwood (The Sinner) que retoman sus papeles en la primera temporada y a ellos se suma Luis Guzmán (Traffic) como Jorge Cuevas, el simpático y letal primo de Frankie. La actriz principal de la serie, Monica Raymund, Brandon Sonnier (L.A.'s Finest), Radium Cheung (The Sinner), Antonio Negret (Prodigal Son) y Eagle Egilsson (The Wire) también dirigen esta temporada.