Neon Genesis Evangelion

V.O: Neon Genesis Evangelion 1995
  • 1 temp.
  • Anime

Ficha técnica

Directores/as:
Akira Takamura
,
Hideaki Anno
,
Hiroyuki Ishidô
,
Kazuya Tsurumaki
,
Keiichi Sugiyama
,
Ken Andô
,
Masahiko Ôtsuka
,
Masayuki
,
Minoru Ôhara
,
Naoyasu Habu
Reparto:
Allison Keith
,
Amanda Winn Lee
,
Kotono Mitsuishi
,
Megumi Hayashibara
,
Megumi Ogata
,
Spike Spencer
,
Sue Ulu
,
Tiffany Grant
,
Tristan MacAvery
Guionistas:
Akio Satsukawa
,
Carrie Keranen
,
Hideaki Anno
,
Hiroshi Yamaguchi
,
Kazuya Tsurumaki
,
Masayuki
,
Shinji Higuchi
,
Tiffany Grant
,
Yoji Enokido
Ver serie

Hablar de Neon Genesis Evangelion es hablar de palabras mayores. Este anime de la década de los 90 es uno de los más importantes de la historia debido a su impacto cultural tanto dentro como fuera de Japón y por suponer un antes y un después en la percepción del anime, sobre todo más allá de las fronteras niponas.

En un mundo futurista (para su estreno, ya que transcurre en 2015), la humanidad sufre los azotes de unos seres de origen y naturaleza desconocidos a los que llaman “Ángeles”. En este panorama, nace una organización paramilitar llamada NERV que se dedica a luchar contra ellos utilizando unos mechas humanoides (robots) llamados Evangelion.

Como decíamos, la serie marcó un antes y un después en el mundo del anime. Para empezar, destacó desde un principio por el tratamiento de la psique de sus personajes y las cuestiones filosóficas y religiosas que trataba. Junto con la película Akira y la serie Ghost in the Shell forma el trío de animes que revolucionó y expandió el género.

Su estreno supuso un auténtico furor en Japón. La serie se mantuvo durante más de una década como la más querida por los fans, hasta que en 2006 fue superada por Code Geass. También fue una de las grandes impulsoras de la cultura otaku y ayudó a revolucionar el género mecha, así como el anime en general para el resto de países, especialmente Estados Unidos.

Un auténtico “game-changer”, como le llaman los americanos, que tiene un triste origen. Y es que su creador fue el animador Hideaki Anno, que había sufrido una grave depresión de la que salió gracias a un nuevo proyecto: un largometraje que finalmente fue cancelado. Sin embargo, Anno recogió el tema principal de la película, que era “no huir” y lo convirtió en una serie.

Su intención era ayudar a los otakus y a los fans a salir de su aislamiento social y darles una serie con la que todos pudiesen conectar y sentirse cómodos consigo mismos, partiendo del concepto inicial de una batalla entre los humanos y los dioses. Por otro lado, estaba cansado de las series de ciencia ficción y, en concreto, de los mechas (historias de robots).

Anno creía que este género vivía desde hacía décadas una “parálisis” y que se contaban siempre las mismas historias. Por eso, se esforzó en darles una profundidad muy grande y una psicología muy compleja a sus personajes. Y vaya si lo consiguió. A través del uso de la simbología, el animador construyó uno de los relatos más interesantes del anime.

Neon Genesis Evangelion es sinónimo de revolución. Este anime es uno de los responsables del fenómeno sociocultural en el que se ha convertido hoy en día el mundo de los otaku y la cultura japonesa. Una historia sobre la humanidad, la religión, la depresión y el dolor del vacío que sentó las bases del género en la actualidad.