Los Bridgerton

V.O: Bridgerton 2020
  • 1 temp.
  • Drama

Ficha técnica

Directores/as:
Julie Anne Robinson
,
Sheree Folkson
,
Tom Verica
Reparto:
Adjoa Andoh
,
Claudia Jessie
,
Jonathan Bailey
,
Julie Andrews
,
Nicola Coughlan
,
Phoebe Dynevor
,
Ruby Barker
,
Ruth Gemmell
,
Sabrina Bartlett
Guionistas:
Abby McDonald
,
Chris Van Dusen
,
Janet Lin
,
Julia Quinn
,
Sarah Dollard
Ver serie

Fue como un regalo de Navidad para los fans de las series de época. Y nunca mejor dicho, pues Los Bridgerton llegaron a Netflix un 25 de diciembre, dispuestos a alegrar las fiestas de aquellos a los que les gusta recrearse en los secretos y lujurias de la burguesía más presumida. Intrigas, dramas familiares, amores imposibles... Lo tiene todo para ser el ‘guilty pleasure’ navideño.

Primeros del siglo XIX, Período de Regencia en Reino Unido. Daphne es la mayor de las hijas de la familia Bridgerton, un poderoso apellido en Londres. Allí, la joven está a punto de entrar en el feroz mercado matrimonial y encontrar así el amor verdadero. Y la cosa va bien, hasta que la misteriosa Lady Whistledown comienza a airear trapos sucios sobre Daphne. En esas aparece el soltero de oro, el rebelde Duque de Hastings, quien llega a la vida de la joven y se convierte en una vía de escape para romper con las convenciones sociales de la época.

Como apunte, hay que destacar que toda la esencia histórica romántica de la que hace gala Los Bridgerton viene de la saga homónima creada por Julia Quinn, una de las plumas más exitosas del género de época en Estados Unidos. Tanto así que sus novelas han llegado a traducirse a 29 idiomas y han aparecido en la lista de superventas del New York Times en 19 ocasiones.

Curiosamente, la historia del apellido Bridgerton se ha desarrollado en una colección de unos 8 volúmenes que, en esencia, describen el mundo de lujo y competitividad en el que viven los de la alta sociedad londinense. Riqueza, diversión, travesuras sexuales... pero también tristeza y soledad. Toda una macedonia de sensaciones que se cuentan bajo el prisma de la familia.

A esos ingredientes tan prometedores se suma la presencia de Shonda Rhimes, nominada a 3 premios Emmy y conocida por ser la mente creativa detrás de Anatomía de Grey o Scandal. La cosa es que la guionista chicagüense, además de haber firmado un contrato millonario con la plataforma de Reed Hastings, fundó su propia productora, Shondaland, y bajo ese sello nace su primer proyecto: Los Bridgerton, en el que ella desempeña labores de producción ejecutiva.

Porque, en esta ocasión, el crédito de showrunner se lo reserva Chris Van Dusen, un guionista que debutó en 2007 con un capítulo de la tercera temporada de Anatomía de Grey. Después se convirtió en un fijo para Rhimes, escribiendo en las entregas de Seattle Grace y en Scandal; además de participar también como productor en todas ellas. Por otro lado, hay que decir que en la sala de guion le acompañan colegas como Sarah Dollard (Vecinos), Janet Lin (Bones) o Joy C. Mitchell (Deutschland 86), entre otros.

Por su parte, la dirección corre a cargo de una nómina de realizadores formada por: Alrick Riley (The Cops), ganador del BAFTA TV en 1999; las nominadas Sheree Folkson (12 Monos) y Julie Anne Robinson (Weeds); y el actor de Philadelphia Tom Verica (Cómo Defender a un Asesino), más conocido por interpretar a Sam Keating en la serie que protagoniza Viola Davis.

Hablando de actores, precisamente, conviene señalar a los que son los rostros principales de la serie. Entre ellos: Phoebe Dynevor (Snatch); Ruth Gemmell (Utopía); Sabrina Bartlett (Victoria); Polly Walker (Roma), nominada al Globo de Oro; Harriet Cains (Marcella); Claudia Jessie (Vanity Fair); Joanna Bobin (El Diario Secreto de Hannah); Jonathan Bailey (Broadchurch); Bessie Carter (Regreso a Howards End); Regé-Jean Page (Mortal Engines); Nicola Coughlan (Derry Girls); o la ganadora del Oscar Julie Andrews (Mary Poppins) como la chismosa Lady Whistledown.

¿Qué cabe esperar de este cóctel? No lo sabrás hasta que la veas, claro. Aún así Netflix parece tenerlo claro: “Es una serie romántica, escandalosa y aguda sobre la intemporalidad de las amistades duraderas, las familias que encuentran su lugar y la búsqueda de un amor que todo lo conquiste. Pero no es una serie de época más: está repleta de guiños y licencias creativas, de sexo y de ironía, enmarcados en una producción exuberante, lo que da como resultado un producto original, actual, sorprendente y adictivo; al más puro estilo Shonda Rhimes”.

A juzgar por las declaraciones, todo apunta a que Los Bridgerton será un cruce entre Downton Abbey y Gossip Girl; una historia de época trufada de glamour y de los cotilleos más jugosos. A eso añádele traiciones, romances, luchas de poder, sexo... Y es que está claro que en todas las casas se cuecen habas. Y de todas queremos enterarnos.