Habitación 301

V.O: Man in Room 301 2019
  • 1 temp.
  • Drama

Ficha técnica

Directores/as:
Mikko Kuparinen
Reparto:
Andrei Alen
,
Antti Virmavirta
,
Kaija Pakarinen
,
Kreeta Salminen
,
Leena Pöysti
Guionistas:
Kate Ashfield
Ver serie

Las series nórdicas del género 'noir' han adquirido una gran popularidad y prestigio gracias a un estilo muy particular a la hora de narrar. En Finlandia tienen su propia forma dentro del 'nordic noir' y sus series avanzan con una marcha menos con respecto a sus congéneres para profundizar más en los personajes. Buena cuenta de ello da Habitación 301.

La historia se mueve en dos líneas temporales. En 2007, la familia Kurtti sufrió una desgracia cuando Tommi, el hijo de dos años, fue asesinado de un disparo. Doce años después, la familia disfruta de unas vacaciones en Grecia, pero se cruzan con un hombre que les hace volver al pasado. Y es que el hombre de la habitación 301 podría ser Elías, el que fue declarado culpable de empuñar el arma hace más de una década.

En aquel momento, Elías, vecino de la familia, no era más que un niño, y la legislación finlandesa es excesivamente protectora con los menores, por lo que podría estar ya en la calle. Por si fuera poco, el abuelo recibe una misteriosa carta relacionada con el asesinato de Tommi que podría cambiar todo lo que sabían hasta el momento.

De esta manera, lo que parecían unas idílicas vacaciones en el Mediterráneo se convierten en una carrera a contrarreloj para descubrir la verdad. Pero este viaje al pasado no saldrá gratis: el precio por remover el pasado será desenterrar viejas tensiones que harán aflorar los conflictos entre la familia mientras bucean en un mar de secretos y pistas.

El nacimiento de esta serie es de lo más curioso. Aunque la serie es finlandesa, fue producida por una compañía británica, Wall to Wall. Esta quería contar una historia en torno a la pérdida de un niño y cómo afecta a la familia y, para dar forma a esta tragedia infantil, se inspiraron en el famoso caso de la desaparición de Madelein McCann en Portugal.

Una vez tuvieron la idea clara, contactaron para escribir el libreto con la actriz Kate Ashfield, que tuvo una gran acogida en su debut como guionista con su miniserie Nacido para matar. Para la dirección contaron con talento local y contactaron con Mikko Kuparinen, por lo que la serie tiene un estilo a caballo entre la pausa escandinava y una miniserie británica.

Aunque la producción es entre ambos países, el resto del equipo creativo y el reparto es finlandés y está rodada en finés. Un elenco muy coral entre el que destaca Jussi Vatanen, un popular humorista reconvertido en actor dramático, y Kaija Pakarinen, a la que hemos visto en España compartiendo serie con Fran Perea en Kosta.

Habitación 301 es un nordic noir de cocción lenta que gira en torno al duelo por una tragedia infantil. Una serie que mezcla el misterio sobre un asesinato del pasado con los conflictos familiares provocados por el dolor de la pérdida de un ser querido, heridas tapadas con un parche que aún no han cicatrizado y los reproches irracionales para intentar encontrar alivio.