Espiral

V.O: Stockholmský syndrom 2019
  • 1 temp.

Ficha técnica

Directores/as:
Dan Svátek
Reparto:
David Svehlík
,
Elizaveta Maximová
,
Martin Finger
,
Martin Pechlát
,
Vojtech Vondrácek
,
Zuzana Mauréry
Ver serie

La tendencia televisiva en Europa la están marcando los países nórdicos. Su forma de narrar, especialmente los del género thriller noir, se han convertido en un referente a escala mundial y, como era de esperar, ha servido de ejemplo para otros países que quieren meter la cabeza en el mercado internacional, como es el caso de la checa Espiral.

La serie gira en torno a un disparo, una bala que cambia el destino de siete personas. Viktor es un policía que utiliza su arma para proteger a su hija de un rottweiler, pero el disparo hiere a su vecino Jindric. Viktor acaba en la cárcel y al salir debe pagarle una indemnización y una pensión a su mujer, que se ha divorciado. Su particular descenso a los infiernos encuentra una opción de redimirse cuando aparece la hija de su vecino, que había desaparecido hace años, y Jindric le pide que descubra la verdad.

Espiral bebe de la forma de hacer de los países nórdicos, pero a su vez se inspira en las series policíacas británicas. En los últimos años, la República Checa ha comenzado a seguir este camino con series como Waste Land o Absolución, creando su propia forma de narrar como si fuese un subgénero de los nordic noir, al que se empieza a llamar el czech noir.

Detrás de esta serie están Miroslav Sovják como guionista y Dan Svátek en la dirección. Para ambos era importante tratar uno de los temas principales de la serie: la trata de blancas. La hija de Jindric estuvo durante años secuestrada por una red de tráfico de mujeres, un problema que afecta especialmente en los países de Europa del este.

De la misma manera, hay también muchas series que tratan el tema. Para el director, el reto era encontrar un nuevo punto de vista. “Es lo que me gusta de Sovják, que puede pasar del patio trasero y gradualmente se convierte en un drama”, comenta Svátek. Ambos estuvieron trabajando el desarrollo de los personajes y la trama durante cinco años.

Una vez los tuvieron, fue hora de elegir a intérpretes que pudieran encarnar a personajes con tantos matices y grises. Por eso, para los principales papeles el director eligió a actores con los que ya había trabajado, como Martin Finger (Absolución), David Svehlik (The Labyrinth) o Ivan Franek (Lejos de ti). Aun así, también se dejó aconsejar para incorporar a otros como Elizaveta Maximová (Absolución) o Zuzana Mauréry (Za sklom).

Y el resultado fue más que satisfactorio. La serie recibió la aclamación de la crítica, especialmente por su guion y las interpretaciones de Svehlik y Maximová. También convenció al público, que convirtió las dos partes de la miniserie en lo más visto del día, con más de 1 millón de espectadores cada una (parece poco, pero tampoco hay tanta gente en la República Checa).

Parafraseando a algunas de las críticas, Espiral es una serie que en su país “juega en una liga superior”. Se trata de un drama con tintes de thriller y noir que puede participar en el mercado internacional sin desentonar y confirma que la República Checa está en el buen camino para ser un sitio en el que poner el ojo a la espera de nuevas ficciones.