El código que valía millones

V.O: The Billion Dollar Code 2021
  • 1 temp.
  • Drama

Ficha técnica

Productores/as:
Annie Schilling
Directores/as:
Robert Thalheim
Reparto:
Björn Freiberg
,
Lavinia Wilson
,
Leonard Scheicher
,
Mark Waschke
,
Misel Maticevic
Guionistas:
Oliver Ziegenbalg
Ver serie

¿Recordáis La red social? La fantástica película de David Fincher y Aaron Sorkin giraba en torno a las demandas a las que se enfrentó Mark Zuckerberg por la idea original de Facebook para hablarnos sobre la creación de la mayor red social del mundo. Algo parecido ocurre con la serie alemana de Netflix El código que valía millones.

La trama también se basa en una demanda contra otro gigante tecnológico, aunque en este caso es mucho mayor que Facebook. Hablamos de la todopoderosa Google, a la que dos hackers alemanes acusaron en los años 90 de haberles robado la patente de Terravisión, un software para recorrer el mundo desde casa, para crear Google Earth.

En 2014, la compañía ART+COM reclamó que el algoritmo del mapamundi virtual de Google guardaba demasiadas similitudes con el creado 20 años atrás. En concreto, apuntaba a varios ejecutivos que tenían acceso al sistema germano y que más adelante lo utilizaron, supuestamente, al incorporarse a la tecnológica norteamericana.

Según comentan Oliver Ziegenbalg y Robert Thalheim, creadores de la serie, la gran diferencia entre esta y la película es que, mientras que en el largometraje se cuenta la historia desde la perspectiva de Zuckerberg, el ganador, en la serie se hace desde la de los hackers, los perdedores, el equivalente a los gemelos en La red social.

Porque, evidentemente, perdieron, pero eso es lo de menos. Los verdaderos temas de la serie son la amistad, la lealtad y una reflexión sobre la justicia en el mundo digital y sobre cómo las grandes corporaciones lo tienen todo para ganar. Para plasmar esto, tomaron como referencia la magnífica Chernobyl a la hora de detenerse en todo el proceso y dar voz a todos los aspectos del juicio, en contraposición a la concreción de la película (por motivos formales evidentes).

Además, más allá del proceso judicial, la serie va dando saltos entre el presente y los años 90, en los que Sillicon Valley comenzaba a ser el centro del mundo tecnológico. Y es que no es solo una serie legal, sino que también recuerda cómo fueron los inicios del boom de la informática en Estados Unidos y la dura competencia por ser el número uno.

En cuanto al reparto, destacan rostros alemanes muy conocidos internacionalmente como los de Mark Waschke (Dark), Misel Maticevic (Babylon Berlin), Lavinia Wilson (Deutschland 86 y Deutschland 89), Leonard Scheicher (Das Boot) y Björn Freiberg (a quien vimos en la española Dime quién soy).

El código que valía millones vuelve a traernos la historia de David contra Goliat ambientada en el mundo de las tecnológicas. En esta ocasión, seguimos el punto de vista de los dos hackers que se enfrentan a un titán como Google, y no los del poderoso, por los derechos de un software que se ha vuelto indispensable para nuestras vidas.