Blindspotting

V.O: Blindspotting 2021
  • 1 temp.
  • Dramedia

Ficha técnica

Productores/as:
Chris Harding
,
Chrisann Verges
Directores/as:
Erin Feeley
,
Pete Chatmon
,
Seith Mann
Reparto:
Helen Hunt
,
Jasmine Cephas Jones
,
Jaylen Barron
Guionistas:
Daveed Diggs
,
Rafael Casal
Ver serie

Enero de 2018. El festival de Sundance acoge el estreno de Blindspotting, la ópera prima del mexicano Carlos López Estrada (Raya y el último dragón), desconocido más allá de los circuitos de cortometraje pero que con esta película consigue ganarse el aplauso de crítica y público en Estados Unidos. ¿El motivo? Un discurso impactante y valiente sobre el racismo y la brutalidad policial; temas que siguen de actualidad y por los cuales la plataforma de streaming Starzplay decidió continuar aquel universo años después en forma de serie.

En esta ocasión, la historia se retoma seis meses después del final de su antecesora, centrando el tiro en Ashley, quien vive cómodamente dentro de la clase media de Oakland hasta el día en que Miles, su marido desde hace 12 años y padre de su hijo, es encarcelado repentinamente. A partir de ahí, el destino aboca a Ashley a una crisis existencial caótica y humorística cuando se ve en la obligación de mudarse con su suegra y la hermanastra de Miles.

Anunciada en septiembre de 2020, Blindspotting fue posible gracias a la colaboración surgida entre Barnyard Projects, Lionsgate Television y sobre todo Snoot Entertainment, el estudio que, por cierto, es responsable de la cinta original. En este sentido, a modo de curiosidad, merece la pena señalar que se trata de una productora con una trayectoria ligada a lo cinematográfico, con títulos como Una noche en Miami, Anomalisa o la Blair Witch de Adam Wingard.

En términos creativos, el proyecto ha sido creado y desarrollado por la misma dupla encargada del guion de la película allá por 2018. Concretamente, el tándem es el formado por Rafael Casal y Daveed Diggs, quienes además dieron vida a Milles y Collin, protagonistas de la precuela de la serie. Siguiendo con esto, hay que decir que tanto a Casal como a Diggs se les ha podido ver en su faceta como intérpretes. El último, por ejemplo, ha trabajado en Snowpiercer: Rompenieves, Hamilton o Wonder, nominada al Oscar a Mejor Maquillaje en 2018.

Por su parte, las riendas de la dirección son responsabilidad de una nómina de realizadores, la cual está compuesta por Seith Mann, conocido por su participación en Homeland, Friday Night Lights o Dexter; Pete Chatmon, implicado en Silicon Valley, Insecure o Mythic Quest: Banquete de cuervos; y Erin Feeley, quien ha tenido breves colaboraciones en series como Shameless, Orange is the New Black o Riverdale. Como apunte, cabe destacar que éste último, además, ha trabajado como script en producciones hollywoodienses como El Lobo de Wall Street o Cuando todo está perdido, con Robert Redford.

En lo referente al apartado artístico, la ficción cuenta con las interpretaciones destacadas de: Jasmine Cephas Jones (La señora Fletcher), ganadora del Emmy en 2020; la triple nominada al Young Artist Jaylen Barron (Shameless); Emily Althaus (Orange is the New Black); Leland Orser (Urgencias); Candace Nicholas-Lippman (Good Trouble); o la californiana Helen Hunt (Mejor... imposible), galardonada con el Oscar a Mejor Actriz en 1998. A ellos se suman los mencionados Rafael Casal y Daveed Diggs, quienes vuelven a meterse en la piel de Milles y Collin.

Con estos ingredientes, la propuesta pretende expandir el universo de Blindspotting a una serie de 30 minutos por capítulo que se atreve a poner sobre la mesa temas importantes usando la comedia como vehículo. Así, la serie de Starzplay, según sus propios creadores, dibuja un relato “sobre cómo un sistema penitenciario roto nos afecta a todos y, al igual que la película, cómo los efectos sistémicos son muy reales en el país con la mayor población carcelaria del mundo”.

Basada en las experiencias de Casal y Diggs en la ciudad de Oakland, Blindspotting explora los entresijos de una comunidad en conflicto y marcada por las reivindicaciones sociales. Violencia, desigualdad, discriminación racial, gentrificación... Son algunas claves de una serie que apuesta por perpetuar el espíritu de su predecesora pero que lo hace de fondo, exprimiendo al máximo el sentido del humor que destila cualquier crisis existencial.